INICIOPROMOCIONESQUIENES SOMOSSERVICIOSESPECIALISTASPREGUNTAS FRECUENTESGALERIACONTACTO
CENTRO TECPANA
Creciendo desde el Corazon
TERAPIA SISTEMICA TRANSGENERACIONALCONSTELACIONES FAMILIARESMASAJEMEDITACION TRASCENDENTALMANDALAS
CONSTELACIONES FAMILIARES
            ORIGEN E HISTORIA   
              Bert Hellinger es el creador de éste método terapéutico. El trabajo y el desarrollo de la técnica de Constelaciones Familiares
              es una síntesis que se nutre de las bases de varias escuelas.

              Segun la visión Hellingueriana, cada ser humano es arte y parte de su Sistema Familiar y depende de él para su existencia y su calidad de vida. 
              Con éste criterio, para que la vida fluya adecuadamente es necesaria la coherencia y la concordancia consigo mismo y con el sistema familiar
              y social en el que vivimos. Cada familia entrega a sus miembros una información particular que ha sido tejida y construida a través del
              tiempo y de su propia historia particular.

              Actualmente las Constelaciones Familiares han tomado fuerza a nivel mundial por su profundidad y por su capacidad de llegar de una manera sencilla  
              y económica a muchas personas que están en el proceso de revisar y encontrar soluciones en sus vidas.

            DEFINICION   
              Las Constelaciones Familiares son un Método Terapéutico de tipo Fenomenológico que puede ser aplicado a nivel individual o grupal y que busca restablecer
              LOS ORDENES DEL AMOR en los sistemas humanos.  
Son un tipo de Terapia Sistémica Familiar y se ubican dentro de las Terapias Breves enfocadas a la solución.


             BERTH HELLINGER

               SU VIDA
               Figura clave del mundo psicoterapéutico actual, nació en Alemania en 1925. Estudió Filosofía, Teología y Pedagogía en la Universidad
               de Würzburg en Alemania, obteniendo el grado de B.A. en la Facultad de Artes de la Universidad Natal de Sudáfrica.

                Después obtuvo un grado académico en Educación Universitaria. Posteriormente se formó en Dinámica de Grupos, Psicoanálisis, Terapia Primal, Psicodrama,
                Hipnosis, Análisis Transaccional, Terapia Gestalt, Programación Neurolingüística (PNL) y Terapia Familiar Sistémica, llegando a una integración de todas ellas.
                Fruto de la cual nació su trabajo de Constelaciones Familiares y el descubrimiento de los Órdenes del Amor. Los "Movimientos del Alma y del Espíritu"
                es la última y más profunda evolución de su trabajo Filosófico y Terapéutico.

                Bert Hellinger considera a sus padres y a su niñez en casa, la primera, mayor y principal influencia de todo su trabajo. Durante su juventud estuvo en una
                organización católica que no participaba de las ideas del nacionalsocialismo. Fue vigilado por la Gestapo. A los 17 años se alistó de soldado
                y combatió en el frente. Le hicieron prisionero de guerra y estuvo en un campo en Bélgica. Paradójicamente de este modo pudo librarse del nazismo.
                A los 20 años, acabada la guerra, entró en una orden católica religiosa.

                 Estuvo 16 años como misionero en Sudáfrica con los zulúes. El proceso de dejar una cultura para vivir en otra, labró sus conocimientos en la relatividad
                 de muchos valores culturales. Allí fue director de de varios colegios y ejerció la enseñanza y el sacerdocio.  De los Anglicanos y de los Zulúes
                 aprendió la necesidad fundamental de los seres humanos de alinearse a si mismos con las fuerzas de la Naturaleza.
 
                  Después de 25 años dejó el sacerdocio con paz. Volvió a Alemania donde conoció a su primera esposa, Herta. No tuvieron hijos.En Viena empezó
                  un entrenamiento Psicoanalítico. Después realizó otro posterior durante nueve meses en Terapia Primal directamente con Janov y su formador en Los Ángeles,
                  Estados Unidos

                  Desarrolló un interés en la Terapia Gestalt, se introdujo en el Análisis Transaccional. Junto con su Esposa Herta, integró lo que él ya había aprendido
                  de los grupos dinámicos y el Psicoanálisis con la Terapia de Gestalt, Terapia Principal y Análisis Transaccional. Su trabajo con el análisis de guiones le llevó a
                  descubrir que algunos de los guiones funcionan en las personas pasan de generación en generación y se manifiestan en sistemas de relación familiar.
                  Durante este periodo, fue dándole cuenta de las dinámicas de identificación dentro del sistema familiar. Contribuyó a ello el libro de Iván Boszormenyi-Nagy -
                  "Las lealtades invisibles".  El equilibrio entre el dar y el tomar en las relaciones familiares también fue un hallazgo importante en su trabajo.

                   Se capacitó en Terapia Familiar y fue ahí donde por primera vez contactó con las Constelaciones Familiares.

                   A través de la experimentación y la integración de todas estas formas de terapia, llegó a desarrollar su propia Terapia Familiar Sistémica. Su trabajo con
                   Constelaciones Familiares, de modo fenomenológico y enfocado hacia la solución, le ha valido el reconocimiento profesional como uno de
                   los Terapeutas claves de la Psicoterapia mundial actual.



                                                                                             

                  SU TRABAJO
                  Su trabajo con Constelaciones Familiares, de modo fenomenológico y enfocado hacia la solución, le ha valido el reconocimiento profesional como uno
                  de los Terapeutas claves de la Psicoterapia mundial actual, tanto en el ámbito germano-parlante, como también en el resto de Europa y Estados Unidos,
                  donde fue invitado repetidas veces a presentar su novedoso abordaje.
                  En este trabajo terapéutico, los problemas cotidianos no tienen importancia. Muchos comportamientos actuales de una persona no son explicables desde su situación
                  actual, sino que se remontan a distintos sucesos en su familia de origen, es decir a vivencias de sus padres o antepasados más lejanos.
                  Hellinger ha descubierto en muchos años de trabajo terapéutico, las leyes según las cuales se desarrollan identificaciones e implicaciones trágicas entre
                  los miembros de una familia, leyes que define como Ordenes del Amor.
 
                   Un amor interrumpido o un movimiento frustrado hacia uno de los padres puede desequilibrar a todo un sistema familiar; también cuando hubo un miembro
                   de la familia que murió tempranamente, o cuando alguien fue excluido de la familia o se le negó la pertenencia a la misma. Frecuentemente las
                   consecuencias de estos sucesos aparecen en generaciones posteriores causando trastornos e incluso enfermedades en una persona.

                   Las Constelaciones Familiares revelan los enredos familiares inconscientes a los que una persona que consulta se halla sujeta. Esto permite,
                   que una vez restablecidos los Ordenes del Amor se encuentren caminos para liberarse de los enredos y configurar una imagen de solución, que libera fuerzas
                   curativas que raras veces se experimentan en psicoterapia con semejante intensidad.


                   Este trabajo terapéutico no requiere la presencia de toda la familia. Se trata de una terapia individual que se realiza en un grupo de pacientes y terapeutas
                   nteresados. Una persona que quiera configurar una Constelación en relación a una cuestión determinada, primeramente refiere su intención.
 
                    De ésta manera, durante los años 80, logró conocer las leyes según las cuales se desarrollan identificaciones e implicaciones trágicas entre los miembros de
                    una familia. Partiendo de esta base, pudo crear procedimientos novedosos para la solución de tales dinámicas. Enfocando directamente en la solución,
                    su trabajo constituye uno de los instrumentos terapéuticos más eficaces para reorientar y sanar las relaciones en el seno de la familia.
 
                    El no ha hecho ningún reclamo de que haya hecho algo nuevo, pero no hay duda en que él a hecho un nuevo aporte a la integración. Tiene una capacidad
                    natural de lanzarse a situaciones totalmente nuevas, y de sumergirse en ellas, además de eso aprendió que cuando algo ya lo tiene dominado, tiene
                    que incursionar en otras cosas. Ciertamente, sus experiencias tempranas le enseñaron imborrable importancia y su habilidad de escuchar la autoridad de
                    su propia alma, pero no es resistente a toda prueba. Esa es la única protección en contra de la seducción de falsas autoridades.
 
 
                    Su insistencia en ver lo que realmente es, es lo opuesto a aceptar ciegamente lo que se nos ha dicho, combinado con la constante lealtad y confianza
                    en su propia alma; todo esto es el fundamento en lo cual se ha construido este gran trabajo.

                    Etimológicamente conocemos por Constelación un conjunto de estrellas que forman parte de un sistema dinámico y en continua interacción y evolución
                    y que forman una imagen astral. Analógicamente los seres humanos formamos parte de constelaciones que parten de ser familiares, para
                    ampliarse a otros grupos humanos.
                    Las Constelaciones se rigen por leyes naturales, familiares, sociales y espirituales que condicionan su funcionamiento.


                 METODO

                    Las Constelaciones Familiares son un tipo de Terapia Sistémica Familiar que funciona a través de la representación en un espacio del presente,
                    de una imagen interna de algunos de los Sistemas a los que pertenecemos, comúnmente de nuestra Familia de Origen (padres, hermanos) o bien de
                    nuestra Familia Nuclear (pareja, hijos). 

                    Son una experiencia de grupo en el que los participantes son elegidos al azar en un espacio físico, con el objetivo de representar a los miembros de
                    la Familia y del Clan del consultante, pero en estas representaciones a diferencia del teatro, no hay gestos, ni mímica. Lo que determina los sentimientos
                    es el lugar que cada representante ocupa en ese Sistema Familiar. 


                                                                                        


                 Se trabaja con representantes, miembros del grupo que pueden no tener relación alguna con el Consultante y se observa como éstos se sienten
                 y se expresan en movimientosm sin controlar los resultados del trabajo terapéutico, para lo cual el Facilitador se abre a dejar fluir el proceso, igual que
                 las personas reales a quienes representan. Por ello las Constelaciones Familiares trabajan con el Método Fenomenológico: donde el Facilitador o Constelador
                 trabaja exponiéndose totalmente al fenómeno mismo y abandona todo deseo de querer intervenir o modificar laquello que la Constelacion muestra.

                 En estos vínculos familiares existe cierta información sobre algunas Le
altades Invisibles que tenemos hacia nuestros antepasados. Es decir, tenemos
                 una imagen internalizada de nuestros vínculos con la familia. La Constelación exterioriza y revela dicha dinámica oculta del problema y también el de la solución,
                 ya sea de la Familia Nuclear o de la Familia de Origen.

                 La intención es conocer la dinámica oculta de nuestros enredos sistémicos. Su propósito es mostrar un hecho concreto o experiencia de vida en una
                 forma distinta y reconocer que formamos parte del destino de personas con las cuales estamos relacionados, las conozcamos o no. Que en lo profundo estamos                                                                           amorosamente vinculados con todos los miembros de nuestro clan a través de implicaciones sistémicas, identificaciones y lealtades invisibles.


               FUNDAMENTOS   
                  Se basan en la Teoría General de Sistemas. Y dentro de ella en el reconocimiento de que los grupos humanos se rigen por leyes y patrones innatos, a los
                  cuales se agregan todos aquellos que se van construyendo en la interacción cotidiana dentro de las familias y a sí mismo las familias construyen leyes
                  y principios que rigen la interacción de sus núcleos con las de otras familias, llegando a construir las leyes sociales que permitirán un funcionamiento acorde
                  con las necesidades particulares y grupales.
                  Este conjunto de leyes naturales, familiares, sociales y espirituales que rigen el funcionamiento de los núcleos humanos es lo que Bert Hellinger llama  LOS ORDENES DEL AMOR.  
                  La trasngresión de estos Órdenes en las interacciones humanas será el origen de los conflictos y las discordancias internas que pueden llegar a
                  manifestarse como patologías individuales, familiares, grupales o sociales.

                  Bert Hellinger parte de la idea sistémica de que el individuo es un ente grupal. De esta manera para la existencia de un hijo es indispensable la existencia
                  de unos padres y para la existencia de estos padres, fue indispensable a su vez la existencia de los suyos propios y así podríamos irnos hacia atrás en el tiempo
                  hasta el mismo comienzo de la creación de la vida. Cada persona es el final de una pirámide de muchos seres humanos que han sido indispensables para su existencia.
                  Cada nuevo vínculo enriquecerá los sistemas ya existentes y ampliará la historia y será responsable de acuerdo a su concordancia con las leyes de la vida y de
                  su núcleo social, del gradiente de nutrición y de salud de las generaciones presentes y futuras.

                  Los Sistemas Familiares son sistemas abiertos que tienden a autorregularse para asegurar su supervivencia pero que a su vez se nutren, interactúan y se vinculan
                  con otros sistemas familiares, llegando a constituir clanes, grupos, comunidades, sociedades y naciones. Todos ellos enriquecidos por innumerables virtudes,
                  pero a su vez obstruidos por los innumerables conflictos que vamos tejiendo a lo largo de los años.

                  Cada ser humano trae en si mismo toda la información de las vidas de las que procede tanto a nivel psíquico como a nivel físico. Es aquello que llamamos herencia y
                  se encuentra impreso en lo más profundo de nuestro ser, en nuestros genes y en el inconsciente colectivo de nuestra familia y tiene la capacidad de ser transmitida de
                  generación en generación.

                   Así pues algunos heredamos los ojos verdes del abuelo, las piernas cortas que también tenía nuestro padre y que a su vez tenía su propia madre.
                   Otros miembros de nuestra familia nacerán con los ojos pardos y las piernas cortas evocando a otra fracción de la herencia familiar.

                   También heredamos por ejemplo, el buen o mal carácter, gustos determinados, la diligencia, la fuerza y el compromiso o las tendencias depresivas, neuróticas,
                   sicóticas u obsesivas que caracterizaron posiblemente alguno de nuestros antepasados.
 
                   Formamos entonces parte del alma y del destino de muchas personas con las cuales estamos de alguna manera directamente relacionados. Es un alma que es arte
                   y parte de una historia y que se hereda de generación en generación y que marca a cada ser humano de una manera particular. Somos parte del campo
                   morfogenético de nuestra especie y particularmente del campo morfogenético de nuestra familia. Allí se alberga toda la información de nuestra historia familiar
                   la conozcamos o no. Esta historia está impresa en nuestras células conllevando un orden que permite que la vida fluya a través de nosotros. Este orden se traducirá
                   en cualidades. Pero también heredamos los conflictos no resueltos que se hayan podido generar en el seno de nuestras familias debido a factores como
                   pueden ser: Cuanto más desorden, cuanto más conflicto, mas severas suelen ser las dificultades que se manifiestan en los seres y con frecuencia nos encontramos
                   ante enfermedades crónicas, adicciones o problemas mentales graves, más conflictos, más guerras, mayor devastación, mayor problemática familiar,
                   social, laboral, etc.
 




 

INICIOPROMOCIONESQUIENES SOMOSSERVICIOSESPECIALISTASPREGUNTAS FRECUENTESGALERIACONTACTO